DB's Blog

Archive for the ‘Espectáculos’ Category

Noel y Liam Gallagher pasaron a la historia por hacer de Oasis uno de los grupos más importantes de la música inglesa. Ahora que están separados  y que la banda ya no existe, el mayor de los Gallagher se lanzó como solista con un nuevo disco Noel Gallagher’s High Flying Birds.

En esta gira mundial que está haciendo Noel Gallagher tuvimos la fortuna de que tocara en tierra mexicana el 10 y 11 de abril. La verdad es que fue un gran concierto. El Teatro Metropolitan de la Ciudad de México estaba abarrotado y todos parados cantando desde las 21:30 hrs. It’s Good To Be Free y Mucky Fingers  (ambas de Oasis).

Como ya les comenté, soy un tanto “nueva” en la música de Oasis y de Noel Gallagher y al ser la banda favorita de mi novio, me tuve que poner las “pilas” para aprenderme las canciones y disfrutar al máximo el concierto. Realmente me gustó mucho la música de este británico fanático del Manchester City. Tiene muy buenos músicos, él toca la guitarra excelente y sus letras tienen un aire reflexivo de la vida, de lo cotidiano, de lo que pasa, además de que armónicamente te pone “de buenas” desde la primera nota.

En mi opinión, la música de Noel Gallagher tiene un toque vintage (sin sonar anticuada) que me apetece para acompañarme en un largo viaje por esas interminables rectas de las carreteras de Arizona con un paisaje árido y las montañas cobrizas a lo lejos; manejando un cadillac serie 62 descapotable, usando unos lentes de armazón blanco tipo cateye y un pañuelo atado al cuello.

Para mi fortuna de las 20 canciones del setlist tocó ocho de mis  favoritas, entre ellas: Dream On, Everybody’s on the Run, If I had a Gun, The Death of You and Me, Supersonic, The Importance of Being Idle, Little by Little y Talk Tonight.

Aquí les dejo unos videos del concierto.

 

 

 

La separación de Oasis fue en París en 2009 cuando, después de muchas peleas, Liam intentó agredir a su hermano y éste abandonó el grupo. Oasis dejó de existir por una historia que nos recuerda a Caín y Abel –sin decir quién es quién-.

A principios de 2010, Liam presentó Beady Eye, una segunda parte de Oasis que apenas aportaba algo nuevo a un estilo ya reseco. Evidentemente su hermano Noel sí lo está haciendo mejor.

En entrevista a GQ España de noviembre d 2011 Noel dijo: “High Flying Birds es un colectivo de músicos que ahora me acompaña, pero ni están atados a mí ni yo a ellos”. “Puedo trabajar a mi aire, hacer lo que quiero sin consultar a nadie. No es que vaya a ponerme a hacer experimentos porque no es lo mío, pero puedo grabar mis canciones de la manera que me apetezca, usar otros estilos. En realidad es como empezara de nuevo aunque no empiece desde cero. “

“Oasis hicieron historia, pero prefiero no pensar en eso. No suelo pensar en el pasado y tampoco en el futuro. Intento centrarme en lo que pasará hoy y mañana”.

Lo que más me gustó del concierto fue precisamente que Noel Gallagher tocara canciones de Oasis y de su nuevo disco. Finalmente Oasis aún persiste en él mientras continúa con su carrera de solista.

Fuente de información: Revista GQ España Nº 171, noviembre 2011, p.46

Anuncios

Les dije que estaría de concierto en concierto esta temporada de Spring Festivals 2012 y el miércoles 28 de marzo estuvimos nuevamente en un concierto de Arctic Monkeys. Habían venido a México por primera vez en 2010, pero la organización realmente fue terrible, mal sonido, mal montaje de escenario, mal espacio, mal lugar, pero ellos fueron excelentes como siempre.

Esta vez esperaba verlos con mejor organización y sí, así sucedió en el Palacio de los Deportes de la Ciudad de México. Alex Turner con un look estilo Grease – con mucho copete- que le queda simplemente genial y aunque en lo personal no se me hace un hombre guapo, él es muestra de cómo un buen corte de cabello, te cambia todo, la verdad se ve ahora muy bien.

Vienen promocionando su disco del 2011 Suck it and See, del cual mis favoritas son: Brick by Brick, Don’t Sit Down Cause I’ve moved your Chair y The Hellcat Spangled Shalalala.

Desde hace dos años Arctic Monkeys también fue un “descubrimiento” para mí gracias a mi novio pues después de Oasis, es su banda favorita. 

El concierto fue impresionante, que aunque con poca escenografía pero la buena guitarra de Jamie Cook, la excelente batería de Matt Helders, el super bajo de Nick O’Malley y la voz plena de energía de Alex Turner, 18 mil personas no paramos de cantar y brincar durante 90 minutos.

Es verdad que no hace falta ser un experto para reconocer la buena música, y eso me pasó con Arctic Monkeys la primera vez que los escuché me gustaron, y así es el oído para la música, lo que te gusta, te gusta.

Este es el Setlist que tocaron este único concierto en México de su gira “Suck it and See”. Espero los volvamos a ver pronto.

 

Set list

Don’t Sit Down ‘cause I’ve moved your chair

Teddy Picker

Crying Lighthing

The Hellcat Spangled Shalalala

Library Pictures

Brianstorm

The View From the Afternoon

I Bet you look good on the Dance floor

Brick by Brick

This House is a Circus

Still take you home

Evil Twin

Preety Visitors

If you were there, Beware

When the Sun goes Down

Suck it and See

Do Me a Favor

NR U Mine?

Fourescent Adolescent

505

La temporada de conciertos arrancó para mí con la sorpresa de Luis Miguel que les comenté en mi cumpleaños, aunque los meses principales serán marzo y abril, pues vienen varios conciertos que prometen ser fabulosos: Arctic Monkeys, Foster The People, Kasabian y Noel Gallagher, los cuales he denominado mis Spring Festivals 2012.

Comenzamos con el Vive Latino. Un Festival de música de tres días imparables donde varias bandas se presentan en diferentes escenarios habilitados en el Foro Sol de la Ciudad de México. Aquí hay variedad para todos los gustos musicales: punk, rock, alternativo, reggae, electrónico, hardcore, industrial, entre otros.

Este festival dura tres días: 23, 24 y 25 de marzo y se presentan 27 bandas y no todas son precisamente latinas, pero sí muy alternativas o al menos para mí. Debo confesarles que mi bagaje musical no es muy amplio. Cuando era adolescente mis gustos y conocimientos musicales se limitaban al pop, incluyendo a Paulina Rubio, Onda Vaselina, Shakira, Alejandro Sanz, Kabah, Luis Miguel, Alejandra Guzmán y Ricky Martin. Mi definición de rock&roll eran Los Hermanos Carrión y Enrique Guzmán (rock en español de los 60’s que escuchaba mi mamá) y lo alternativo, punk y electrónico simplemente no existían en mi vocabulario. Admiraba a mis amigas que siempre sabían la canción de moda, en inglés obviamente, y también los pasos de baile del video de Madonna o de Britney Spears, ellas conocían perfectamente quien era Ace of Base, Blur, The Cardigans, Fool Garden, Oasis, No Doubt, The Cranberries, y mientras hablaban de música yo me perdía en mi imaginación pensando por qué esos nombres tan “raros”. Obvio no tengo un disco de ninguna de estas bandas pero si escucho alguna canción a penas la reconozco y la tarareo sin saberme exactamente la letra, por supuesto. Siempre pensé que para ellas era fácil saber de música moderna, pues a diferencia mía, ellas tenían hermanos mayores y las “ilustraban” en sus gustos musicales, no como yo, que siempre que iba con mi mamá en el auto escuchaba “Los Panchos” y sus boleros. –ahh pero siempre me han gustado los boleros y la música romántica-

Ahora, mis descubrimientos musicales ya no se limitan a la música de mi mamá, sino que he podido conocer más gracias a la intervención de mi novio de enseñarme buena y nueva música –al menos “nueva” para mí-. Es cierto que la gente con la que convives tiene cierta influencia sobre ti, pero de eso se trata, de aportar a tu vida nuevas experiencias. Y el Vive Latino fue una de éstas, donde siendo mi primera vez en un concierto masivo de 140 mil personas de todos los códigos postales del país, de todos los hábitos, gustos y costumbres, entendí porqué bandas como Foster The People y Kasabian son tan exitosos.

El Show de Foster The People fue increíble, lleno de energía, sin parar de saltar y sorprendieron realmente cuando cantaron Pumped up Kicks pero con mariachi. Fue muy buen arreglo y a todos nos conmovió que los angelinos tuvieran ese gesto con el público mexicano. Aquí una muestra.

Después siguió el concierto de Kasabian y abrieron con una de mis canciones favoritas Days Are Forgotten, de su último disco Velociraptor, con todo el look rockstar, chamarra negra y lentes oscuros. Con Re-Wired  y Velociraptor también hicieron un gran momento. Me encantó. Lamentablemente el auditorio ya estaba desesperado por ver a la banda mexicana Café Tacvba y estuvieron tarareando su clásico “paparapapa eu eo” en el final de la presentación de los británicos.

 

Cuando me enteré que iría al concierto de Pitbull en la Arena Ciudad de México el pasado viernes 16 de marzo de 2012, nunca me imaginé un espectáculo como éste. Sabía que debía estar preparada para bailar toda la noche, pero no me imaginé la energía tan impactante que este rapero/productor/Mr. Worldwide genera en el escenario. Esa noche nadie paró de bailar ni de cantar.

Su origen humilde, lo hacen carismático con su público, pero sobre todo esa habilidad que tiene –talento- para mezclar beats y rimas en inglés y español hace que sus temas amenicen la vida nocturna en cualquier rincón de este planeta. No existe club nocturno, antro o bar de moda que al menos una vez cada noche, toquen una canción de Pitbull y toda la gente se pare a bailar. Es todo un fenómeno musical, ya que cualquier featuring que realiza es éxito seguro en Billboard y en el gusto del público.

En el concierto que presentó en México, lució traje negro impecable, sus inconfundibles gafas oscuras y estuvo combinando entre cada una de sus canciones, el coro de las canciones del momento: Ai se eu te pego de Michel Teló, Danza Kuduro de Don Omar, y I’m Sexy and I know it de LMFAO. Todo el lugar estaba que desbordaba de energía gracias a Pitbull.

Me sorprendió saber la noticia que a casi seis meses de haber estado en México, Michael Bublé regresara debido al gran recibimiento de sus fans mexicanas.

El 21 de agosto del año pasado Michael Bublé tocaba por primera vez suelo azteca en el Auditorio Nacional y obviamente no me lo perdí. Fue un concierto increíble, donde encontramos a un Bublé simplemente encantador y hablando español (ya aprendió algo pues está casado con la argentina Luisana Lopilato). Tiene ese charme canadiense que nos “derrite” y lo acompaña con un humor afable y cálido, pues con sus fans estuvo de los más bromista, bonachón y contento. 

Además de la gran calidad de su música, Michael Bublé es un cantante que se entrega a su público, al menos fue la impresión que nos dejó a los 5,000 espectadores que estuvimos esa noche, donde nos hizo cantar: Sway, I just haven’t met you yet, Feeling Good, Home, Save the Last Dance for me, entre mis favoritas.

Gracias a su gran voz y personalidad Michael Steven Bublé, nacido en Burnaby, British Columbia en 1975, cumplió el sueño que de adolescente tuvo cuando cantaba en clubes nocturnos: ser un cantante reconocido internacionalmente. Su historia personal me conmueve mucho porque además de su talento trabajó duro para alcanzar sus sueños. Su abuelo le pagaba las clases de canto y ayudaba a su padre de pescador. Fue su abuelo quien en realidad lo introdujo a los temas de jazz, Frank Sinatra, Aretha Franklin, Shirley Bassey y Cole Porter y debido a los temas románticos que suele cantar de estos artistas, siempre le preguntan si pretende ser el “nuevo” Frank Sinatra. Al respecto en una entrevista que le hicieron en la revista Sky, responde:

“Elijo canciones que realmente me gustan, pero también de otros estilos. La gente me pregunta siempre si en mi Ipod escucho a Frank Sinatra o Dean Martin. Eso es una locura. Nacía en 1975. Mi mayor modelo fue Michael Jackson pero también escuché AC/DC, Guns N’ Roses, Beastie Boys y música mala de los 80. Me gustan por ejemplo, Adele, The Killers, Pearl Jam. También mi música está inspirada en el rock. El rock tiene swing. Sin embargo, nunca haría un cover de Rammstein.”

 

Lleva vendido más de 22 millones de álbumes en todo el mundo. La gira “Crazy Love” fue ubicada en el top 5 mundial en 2011, visitó más de 20 países.

Para quienes tengan oportunidad de verlo, Bublé se presentará nuevamente en el Auditorio Nacional de la Ciudad de México los próximos 11, 12 y 13 de marzo de 2012.

Les dejo un video del concierto de 2011.

Ayer fue mi cumpleaños y como todo cumpleaños que cae en fin de semana, la celebración comenzó desde el sábado 25 de febrero.

Esta vez mi festejo coincidió con la inauguración de la Arena Ciudad de México. Este recinto para conciertos y espectáculos fue estrenado por mi artista pop latino favorito: Luis Miguel. Para los latinoamericanos nacidos en los 80-90 Luis Miguel es un ícono musical de referencia pues nuestra infancia se conjugó con la adolescencia de este gran cantante y su crecimiento musical. Cuando éramos niñas mis amigas y yo amábamos a Luis Miguel y jugábamos a ser alguna de las modelos protagonistas de sus videos como en “Cuando Calienta El Sol”.

Curiosamente cuando Luis Miguel inicia su gira en México tiene fechas cercanas o en la semana de mi cumpleaños. En 2009 lo vi por primera vez en el Auditorio Nacional y precisamente fue un regalo que me hice ya que siendo su fan por tantos años, no lo había visto cantar en vivo.

El año pasado, el 19 de febrero de 2011, también asistí a un concierto de Luis Miguel con su Tour “Labios de Miel” y fue un regalo de Navidad que me hizo mi novio, igualmente fue en el Auditorio Nacional de la Ciudad de México.

Este año, me enteré que Luis Miguel inauguraba la Arena Ciudad de México los días 25 y 26 de febrero, y como yo ya había hecho planes para celebrar mi cumpleaños, asistir esta vez al concierto no fue alternativa sino que mejor celebraría con mis amigos y mi familia. Cual fue mi sorpresa que al ir a mi fiesta de cumpleaños el sábado 25 de febrero por la noche, mi novio tomó una ruta equivocada –para mí- en dirección a la Arena Ciudad de México, lo cual me enteré en el camino cuando me dijo que no iríamos a mi fiesta, sino que lo acompañaría a otro lado. Al ver los reflectores, me preguntó que si me imaginaba a dónde nos dirigíamos y con nervios y curiosidad le contesté dudosa: “¿Al concierto de Luis Miguel?”

Efectivamente estaría ahí, en la inauguración de un auditorio para 22 mil personas, estacionamiento para 5 mil autos y dos helipuertos y una pantalla de 360º, de 24 metros de ancho por 14 de alto y  en la fachada tiene otra pantalla de 140 metros, la más grande en América Latina: impresionante, enorme, lleno de luces y de gente. Estaba muy emocionada.

La sorpresa no terminó ahí, pues como toda inauguración que siempre son un caos, siendo un lugar tan inmenso y para tantas personas, me enteraba esa noche que la Arena Ciudad de México tiene 126 suites y que nuestros asientos estaban asignados en una de éstas: la Suite Diamante.

Las suites se dividen en diferentes niveles: diamante, platino y oro en orden ascendente, es decir, la diamante está más cerca del escenario, después de interpiso está la platino y finalmente la oro. Cada suite tiene asientos de piel en dos filas para 5 personas de un lado y otras 5 del otro, el área es para aproximadamente 20 personas con una exclusividad y lujo total pues cuenta con mesero privado, bar, pantalla de 60” con trasmisión del concierto, wc exclusivo, barra de alimentos, postres, canapés gourmet, sushi, fruta, en fin todo lo que quisieras para disfrutar el concierto de una manera privada, única, pero sobre todo exclusiva.

Había asistido a conciertos de Luis Miguel antes, pero nunca en la manera en que lo viví en la Arena Ciudad de México, un lugar increíblemente espectacular.

El concierto fue igualmente al nivel, pues además de que Luis Miguel cantó como jamás lo había escuchado celebrando sus 30 años de carrera artística, nos deleitó cantando con Mariachi, lo cual, al menos en su concierto del año pasado, no hizo.

Fue un gran cumpleaños, pues esa noche fue inolvidable, una experiencia très chic, en compañía de mi novio y buenos amigos.

Definitivamente, la Arena Ciudad de México, será un lugar para vivir realmente  un concierto de nivel internacional y comparado con el Madison Square Garden de Nueva York le supera en capacidad.

¡Esperemos los próximos conciertos!

 

DSC00756

 

DSC00759

DSC00766

arena-ciudad-de-mexico8

Seguramente muchos bloggers tienen ya un post dedicado a la Boda Real del Año, la del Príncipe William y la de Kate Middleton y yo me sumaré a ellos, pero no como fan de la realeza –aunque sí de la moda y de su hermoso vestido diseñado por Alexander McQueen- sino porque es una historia que nos resulta bastante cercana a muchas  princesas “plebeyas” que busquen a su Príncipe.

Todo lo que tenga que ver con Príncipes y Princesas nos recuerdan a los cuentos de la infancia, legado de muchos cuentistas del siglo XVII y en el siglo XX y XXI de Disney. Pero a diferencia de los cuentos, los Príncipes de “carne y hueso” de hoy no andan a caballo sino en autos de lujo blindados, en vez de capas largas usan lo más fashion y elegante, no tienen un reino sin nombre, ni tampoco se fijan en la mugrosa pobre o en la chica adormilada o en la que tiene un raro defecto. (Así que quienes tengan estas características, por favor, abstenerse).  Los Príncipes de hoy, tienen el tiempo suficiente, mientras son jóvenes, para andar de fiesta en fiesta, de vacaciones, saliendo con lindas chicas –y muchas- sin importar si son de la realeza o no.

En cuanto se repitió la historia del príncipe con la plebeya, en la boda de Kate Middleton y el Príncipe William, recordamos varios ejemplos como el matrimonio de Eduardo de Gales con la plebeya divorciada Wallis Simpson, aquello fue todo un escándalo cuando él  renunció al trono “por la mujer que amo”. También el caso del Príncipe Felipe de Borbón cuando se casó con la plebeya Letizia Ortiz, que además de ser divorciada, inspiró un cuadro del pintor Waldo Saavedra donde aparece una mujer con su rostro y el torso desnudo. Su boda fue majestuosa y con toda la pompa real, sin importar sus vidas pasadas de plebeya y amoríos fugaces. Ahora, también tenemos al príncipe Alberto de Mónaco, quien después de tanto cotizarse (hasta pensaban que era homosexual) tuvo dos hijos sin casarse, uno con una azafata sudafricana y otro con una camarera, como cualquier plebeyo y para seguir en su gusto, se comprometió con Charlene Wittstock, una nadadora sudafricana pero con mucha clase, a quien sí hará princesa.

Después de estas historias, pensaremos que es relativamente fácil casarse con un príncipe, y la belleza no es condición sine qua non porque Wallis Simpson no era precisamente una beldad, ni tampoco muchos príncipes o princesas de sangre lo son. Si sus familias tienen dinero o no, tampoco es impedimento como lo fue en su momento Mette-Marit de Noruega y Letizia de Asturias que provenían de familias sin gran fortuna económica y mucho menos importa ahora tener un pasado intachable y de buena reputación, ya que divorciadas, también ser aceptan.

¿Qué tienen “esas” plebeyas para “enamorar” a un príncipe?

Las condiciones tan estrictas de las monarquías europeas se han flexibilizado en cierta manera, al aceptar que “plebeyas” o “plebeyos” se mezclen con sangre real, pero ¿qué hacer para lograr el objetivo? Respuesta: Frecuentar los mismos círculos sociales que la realeza y tener la “inteligencia”  -si es que es que se trata de eso- suficiente como para “enamorar” al monarca en cuestión.

Pensemos en la historia de amor de Kate y William: 10 años de conocerse terminaron en boda real.

  • Compartir el mismo círculo social

Su primer punto de encuentro fue la Universidad de Saint Andrews. No cualquiera entra a esta Universidad, tan sólo el año escolar (si no eres ciudadano del Reino Unido) cuesta 12,600 libras y si eres ciudadano de la Unión Europea, tienes un poco de más suerte pero igualmente su precio es muy alto. Además del selectivo proceso de admisión de esta Universidad, es importante coincidir en estudiar la misma carrera; ambos estudiaron Historia del Arte aunque el Príncipe William se cambiara a la carrera de Geografía tiempo después.

  • Tener algo especial

A Kate Middelton le bastó estar en el mismo curso que el Príncipe William para que él pusiera por primera vez sus ojos en ella. Digamos que le llamó la atención: “Cuando la conocí, enseguida supe que había algo muy especial en ella” fue lo que respondió el Príncipe William en la entrevista que la pareja concedió cuando anunciaron su compromiso en noviembre de 2010.

  • Ser una amiga y tener ese je ne sai quoi que sorprenda

Lo que inició con una amistad continuó hasta compartir el alojamiento cuando ambos se mudaron con unos amigos y ella se convirtió en su confidente y quien lo alentara a continuar sus estudios en St. Andrews aunque ya no en la misma carrera. Poco a poco la amistad cambió en algo más y el Príncipe William se quedó atónito cuando Kate desfiló con ese vestido negro transparente. Definitivamente Kate tiene ese je ne sai quoi que logró que el Príncipe William no pensara en nadie más que en ella.

  • Estilo, clase, educación e inteligencia

El estilo de Kate Middleton, creado o no, es sin duda uno de los más trendy y copiados por las jóvenes. Simplemente su vestido de Issa azul índigo con el que apareció el día en que fue anunciado oficialmente su compromiso con el Príncipe William se agotó casi inmediatamente después de la entrevista a los medios.

Además de haber tomado clases de protocolo, la familia Middleton, que en sus inicios fue de clase media, logró una fortuna que les permitió inscribir a sus hijos en prestigiosos colegios y darles una educación de élite; así que con la realeza no ha tenido problemas por su comportamiento, justo una lady like.

Y si hablamos de inteligencia, se sabe que fue una excelente estudiante que se graduó con honores de St. Andrews y algo característico de su personalidad es que durante su noviazgo con el Príncipe William fue discreta y reservada.

  • Paciencia

Después de tantos años de noviazgo, la prensa comenzó a llamarla “Waity Katie” ya que muchos pensaron que no llegaría a ser princesa,  sobre todo cuando terminaron en 2007 y al Príncipe se le vio salir con muchas chicas durante este lapso que no estuvieron juntos.

Honestamente se tiene que ser muy pero muuuyyy paciente para soportar a la acosadora prensa, tener una vida privada bastante pública por ser la novia de un monarca y además tolerar todo tipo de publicidad nociva a la relación, como fotos de infidelidades por parte del príncipe, críticas a ella y comparaciones con Lady Di. Hasta se puede pensar, que todo ello motivó su separación.

Seguramente el príncipe no encontró entre sus muchas “amigas” y fiestas otra como Kate y reiniciaron su noviazgo. Conforme su relación adquiría mayor formalidad, dicen que el Príncipe Carlos le dijo a su hijo, “si regresas con Kate es para casarte, si no, no le hagas perder su tiempo” y tal fue la reacción del Príncipe William que decidió comprometerse con ella y le otorgó el anillo de compromiso de su madre. Un gran honor pero también una gran responsabilidad.

  • Dejarlo “todo” por amor

¿Se puede? Yo pienso que sí. Finalmente el amor todo lo puede y todo lo soporta, ¿no? Creo que no fue fácil después de 10 años de conocerse y de todo lo que pasaron juntos y no; del tiempo de su ruptura; de las infidelidades de él; de su carácter; de sus muchas actividades reales y de sus frustraciones familiares. Sin embargo, por fin él se dio cuenta que ella era The One y con ello, Kate ha tenido que aceptar el protocolo real, dejar de lado su carrera profesional para “trabajar” como esposa del Príncipe William, no comer mariscos, no tener derecho a voto, terminar su plato cuando la Reina Isabel II lo haya hecho, cuidar más que nunca su imagen porque ahora es miembro de la realeza, no hacer declaraciones que antes no hayan sido aprobadas por la corona inglesa y tener los ojos del mundo encima de ella.

 

Los Príncipes sí existen. Kate Middleton encontró al suyo, ¿fue el destino? ¿Su belleza y personalidad? ¿Sus circunstancias? Puede ser, pero aunque ella no se hubiera casado con su Príncipe, de todas maneras ella seguiría siendo una “princesa” como el resto de todas las mujeres. El príncipe para cada una es aquél que se dé cuenta de que eres The One, la única; aquél que esté plenamente enamorado de ti y te quiera regalar el mundo entero.  

la boda de kate middleton y william beso Y vivieron felices para siempre –ojalá-.

Fuentes de información:
http://vanidades.esmas.com/realeza/316626/realeza-del-siglo-xxi

http://www.emol.com/especiales/2011/coberturas-especiales/accidente-juan-fernandez/kate.asp

http://www.protocolo.org/social/bodas/kate_princesa_pero_solo_del_pueblo.html


MIS PALABRAS EN …

DB

Este blog tiene como mero propósito expresar mi opinión sobre temas que son de mi interés, mismos que van desde la política, la ciencia, los deportes, las artes, la pareja, los sentimientos, hasta las cosas más superficiales como la moda, programas de TV y la astrología. En fin cualquier tema en donde me vea involucrada y que necesite una reflexión sobre el mismo. Trato esta ”necesidad” como algo imprescindible en la vida del ser humano, que siendo un ente social no podemos quedarnos aislados sino que forzosamente interactuamos, no importando las distancias, las soledades, los idiomas, las ideologías, las culturas, las fronteras, no importando si estamos en una isla desértica o en el país más pobre, todo gracias a Internet.

COMENTARIOS DE LECTORES

alejandro en ¿Por qué no debe…
Cristian en ¿Cómo dejar de amar a la perso…
Fi en ¿Por qué no debe…
bethzorely rodriguez en Qué sucede cuando decim…
bethzorely rodriguez en Qué sucede cuando decim…

¿QUÉ ESTOY PENSANDO AHORA?

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 214 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: