DB's Blog

Archive for the ‘Reflexiones de la Vida’ Category

Debo reconocer que este es uno de los temas que más me intriga y en diferentes ocasiones me ha motivado a recurrir a experiencias propias y de terceros para descifrar qué sucede cuando decimos “Te Amo”.

Si alguna vez han sentido eso que no se puede explicar pero que todo mundo lo conoce como amor (de pareja) hacia otra persona, hayan sido correspondidos o no, saben lo difícil que es el tema de decir un “Te Amo” en la relación. Siempre nos quedamos en esa incertidumbre, tanto quien lo dice como quien lo escucha, de saber si hicimos lo correcto o no, pero sobre todo, nos intriga saber qué pasará después, cómo reaccionará la persona a la que se lo dijiste y también las razones que tuviste para decirlo, si el tiempo fue el adecuado o no, o si fue demasiado pronto o el temor a que la otra persona no sienta lo mismo, sobre todo si es la primera vez que en la relación existe un “Te Amo”.

Quiero exponerles las dos versiones, la de las mujeres en general, qué pensamos cuándo decimos “Te Amo”, qué nos motiva a decirlo y todo lo que significa; y por otro lado, la versión de los hombres, cómo se sienten cuándo lo dicen, cuándo lo escuchan, qué están pensando y cómo reaccionan.

Cuando las mujeres decimos “Te Amo”

Es verdad cuando los hombres dicen que las mujeres nos entusiasmamos demasiado rápido -que somos muy intensas- y que a lo mejor cuando decimos “Te Amo” nos anticipamos un poco a la situación y vemos las cosas diferente a ellos.

Cuando las mujeres decimos “Te Amo” lo hacemos de una manera cierta y verdadera PERO no necesariamente significa que ya queremos casarnos, una casa, camioneta, tres hijos y un perro; de hecho, esta idea es la que hace que los hombres huyan porque ellos creen que nosotras queremos eso, y no, no es así. Cuando decimos “Te Amo”, a las mujeres nos gana la emoción, nos sentimos de una manera fascinadas de lo que estamos viviendo en ese momento, de un gesto amable, de cómo nos abraza, de ese charmant que tiene, de esos detalles que nos da, y así soltamos sin más un “Aaaaahhh Te Amo”. Es como el resultado de un ensueño que nos está sucediendo, así como cuando despiertas con una sonrisa por las mañanas, es algo más natural, lo decimos sin pensarlo, lo cual no significa que no lo sintamos sino que lo decimos porque lo sentimos en un mood embelesadas por todo lo lindo que está pasando. No necesariamente pretendemos que el “Te Amo” dure para toda la vida, ni siquiera sabemos bien en qué terminará, pero lo que sí sabemos es que en ese momento nos sentimos como en una nube de algodón rosa: flotando.

¿Qué pasa cuando a nosotras nos dicen “Te Amo”? Nos lo tomamos muy en serio. Es cierto, cuando un hombre nos dice que nos ama, nos quedamos estupefactas y si también lo amamos, brincamos de alegría por todos lados y con las endorfinas a tope. Si la persona que nos lo dijo, no nos interesa, el resto es un millón de posibilidades: entre las que podemos aplicar el “mejor como amigos” –y así él no pierde la esperanza- o nos escabullimos como ellos para evitar cualquier cruce de palabra con la persona o nos aprovechamos (cruelmente) –sí, hay mujeres que lo hacen- de él para que nos lleve, nos compre, nos regale, nos acompañe, etc.

Cuando los hombres dicen “Te Amo”

Cuando escuchamos que un hombre nos dice “Te Amo” nos creemos el cuento completo, creemos que quiere estar con nosotros para toda la vida, que somos la mujer de su vida, que nunca ha amado a nadie más, que nos debe fidelidad absoluta por los siglos de los siglos y que sus ojos sólo verán tu rostro, como los caballos de carrera que sólo miran hacia adelante. Y no necesariamente es así, pues luego nos sorprendemos de por qué fue infiel o hizo algo malo o lo que sea, si nos dijo “Te Amo” ¿nos mintió? No.

Por lo general, los hombres si dicen algo es porque lo están pensando. “Tengo sed, tengo hambre, tengo sueño, estoy cansado, no quiero, se te ve mal, estoy caliente, no quiero ir”, etc. Son frases tan literales, como “El libro es rojo” y se deben entender así.  Si un hombre nos dice “Te amo”  es porque en verdad lo siente, y si no nos lo dice es simplemente porque no lo siente, y bien valdría aprender de ellos eso. Un hombre se piensa mucho en decir “Te amo” créanmelo. Para ellos no es algo fácil que se toma a la ligera, porque cuando lo dicen, ellos mismos saben que su corazón está expuesto y son vulnerables. 

A diferencia  de la mujeres, los hombres se toman su tiempo para decirlo, pero depende de cada uno el significado y la manera en que lo lleve a cabo. Hay hombres que dicen amar PERO su significado de amor, difiere mucho al que estás pensando y ahí está la discrepancia. Las mujeres solemos creer que un “Te Amo” implica muchas cosas y significa lo que estamos pensando o desando y no necesariamente es así. Tal vez él te ama, sí, pero no quiere decir que haga las cosas como tú quieres o que sea de la manera en que te imaginas, sobre todo, si hay evidencia que en los hechos, las cosas que él hace,  pareciera que un “Te amo” es una burla. No lo es. Un hombre dice “Te Amo” en el momento en que lo siente, por el momento mismo, falta saber si su significado confirma con hechos sus sentimientos.

Por otro lado, también hay hombres que jamás lo dicen, por cultura, educación, machismo, traumas o por lo que ustedes quieran, no obstante creo que aunque los hechos hablan más que las palabras, sí es importante decirlo. Si no lo dice, es que no lo siente. Y si lo siente, ¿por qué no lo dice?

¿Qué pasa cuando a un hombre le dicen “Te Amo”? En el peor de los casos -que suele ser lo más recurrente- si a él le dicen “Te Amo” y no está interesado, huye. Por lo mismo que les mencioné párrafos anteriores, pues los hombres piensan que las mujeres cuando lo decimos casi escuchamos “Boda” y “campanas”. En el mejor de los casos, es que él lo toma con tranquilidad y si la relación continúa lo dirá a su tiempo, mientras, lo sigue disfrutando.

El tiempo es un factor determinante para decir “Te Amo”. ¿Cuándo hay que decirlo? No lo sé. En lo personal creo que hay que decirlo cuando lo sintamos. La primera vez que dije “Te Amo”  pensé que lo había dicho demasiado pronto, y me retracté. Pero después me dije: “No te preocupes, estuvo bien y qué bueno”. Qué bueno para mí porque quería decirlo y no me quedé con las ganas, porque lo sentía y quería vivir al máximo. Cosas de la vida, esa relación no prosperó. En lo personal, prefiero ser cautelosa al decir “Te Amo”, para mí son dos palabras que no se dicen a la ligera, o al menos no deberían.

He aprendido que hay que decírselas a las personas que en realidad se las merezcan, y guardarlas cuando sintamos que no.

A lo mejor eso tenemos que aprender de los hombres que son muy cuidadosos al decirlas. He tenido parejas a las que jamás se las dije porque sabía que esas palabras eran demasiado.

Para mí un “Te Amo”  es como si abrieras el cofre de oro del corazón y su contenido lo ofrecieras a esa persona. 

Me sorprende cómo me he sentido ahora al decir “Te Amo” , pues lo siento totalmente diferente a las veces anteriores, aunque sean las mismas palabras. Antes creía que ese “Te Amo” que dije por primera vez, era lo más fuerte que jamás había sentido pero no, porque ahora el “Te Amo”  que le digo a mi novio Sqkzble es lo más fuerte que he sentido. ¿Será a caso que nuestros sentimientos se congelan en el tiempo junto con esa idea que teníamos del amor a esa edad, en ese momento en que dijimos “Te Amo”?

Tal vez sí, pienso que la que yo era en ese tiempo, en esa edad que por primera vez dijo “Te Amo” era la versión que construí y ahora es otra versión de mí, de cómo me siento, del amor, digamos algo así como “corregida y aumentada” y definitivamente mucho mejor.

Decir “Te Amo” es cuestión de obedecer al corazón y de demostrarlo, se trata de cómo nos sentimos en ese momento con esa persona y mejor decirlo cuando lo sientes a sentirlo y no decirlo jamás pues sé de historias en las que se arrepienten toda su vida por no decir lo que sienten. Al final de cuentas, todos esperamos que la persona a la que amas y le dices “Te Amo” sienta lo mismo por ti ¿o no?

decir te amo

Imagen tomada de Revista Glamour México feb. 2012, año 14 num 168

Este post lo quiero dedicar con mucho cariño a una muy querida amiga mía que nos acaba de anunciar que ella y su esposo están embarazados y  que pronto tendrán un Ángel que iluminará aún más su hogar.

¡Felicidades amigos!

Siempre he creído que un hijo es lo más maravilloso que le puede suceder a un ser humano. Aún no tengo hijos pero siento una alegría enorme cuando sé de algún bebé por nacer de familiares o amigos. Me resulta maravilloso e increíble cómo un pequeño ser, vive y crece dentro del vientre materno y todo lo que pasa con ello. Sobre todo cuando nacen, que siendo tan indefenso –un bebé- depende sólo de su madre para sobrevivir, para alimentarse, para descubrir el mundo.

A propósito del Día Internacional de la Mujer y sin afán de ser sexista, somos las mujeres quienes por alguna razón nuestro cuerpo es apto para traer al mundo otro ser, lo cual nos hace muy especiales.

Les comparto un pensamiento hermoso que alguna vez lo leí y pensé en mi mamá, pues cada madre es el ángel de la guarda de sus hijos. 

 

Cuenta la leyenda que un angelito estaba en el cielo, cuando Dios, lo llamó y le encomendó una misión, con dulce voz le dijo, tendrás que ir a la tierra y nacer como los humanos, serás un pequeño niño y crecerás hasta llegar a ser un hombre.
Espantado el angelito, preguntó, pero Señor, ¿cómo haré para vivir tan pequeño e indefenso, quien me cuidará?
– Entre muchos ángeles escogí uno para ti que te está esperando y te cuidará.
– Pero dime, aquí en el cielo no hago más que cantar y sonreír, eso me basta para ser feliz…
– No te preocupes, tu ángel te cantará, te sonreirá todos los días y tú sentirás su amor y serás feliz.
– ¿Cómo entenderé lo que la gente habla si no conozco el idioma de los hombres?
– Tu ángel te dirá las palabras más dulces y más tiernas que puedas escuchar y con mucha paciencia y con cariño te enseñará a hablar.
– ¿Y qué haré cuando quiera hablar contigo?
– Tu ángel juntará tus manitas y te enseñará a orar y podrás hablarme…
– He oído que en la tierra hay hombres malos, ¿quien me defenderá?
– Tu ángel te defenderá a costa de su propia vida. 
– Pero estaré triste ya que no te veré más.
– Tu ángel te hablará siempre de mí y te enseñará el camino para que regreses a mi presencia, aunque yo siempre estaré a tu lado durante todo el tiempo que estés entre los hombres.
El angelito ya empieza a escuchar las voces que venían de la Tierra y atemorizado y con lágrimas en los ojos, dijo…
Dios mío, dime por lo menos el nombre de ese ángel que me cuidará,…
“Su nombre no importa tú, le llamarás MAMÁ”

Fuente:

http://www.reflexionesparaelalma.net/page/reflexiones/id/33/title/Un-Angel-llamado-Mam%C3%A1

Copia de DSC00907

En 2005 escribí un poema de amor y despedida, donde sólo quería una cosa, volver a enamorarme de la manera en que lo hice en aquel tiempo.  ¿Saben qué pasó? Es correcto me volví a enamorar pero de una manera diferente, como nunca he amado en mi vida.

A veces pensamos en que ya nunca más sucederá, que esa relación terminó y que jamás encontraremos alguien más, que esa persona fue “el único amor”,  “la última oportunidad” y que no vendrá nada más ni mejor para nosotros y no hay mayor mentira que eso.

Si termina algo es porque algo mejor está por venir siempre y cuando así lo crean. Sólo hay que pedirlo y se nos concede. Las palaras y el pensamiento son nuestra mejor energía .

¿Algunas vez les han dicho "nadie te amará como yo" justo después de una despedida o de un rompimiento amoroso?, pues no se lo crean siempre habrá alguien que sea la persona correcta. Si no está es porque no debe estar.

Recuerden que siempre escribo sobre lo que sé y lo que he experimentado, por eso les aseguro que si piden lo que quieren en esta vida, llegará. A veces nosotros pensamos que las cosas malas son errores o es por nuestra culpa, pero en realidad es porque así tenía que ser y porque seguramente vendrá algo o alguien que es mejor para nuestra vida.

Quiero iniciar el año invitándolos a pedir, todo lo que quieran, con mucha fe y dando por hecho que su petición está resuelta. A veces no sabes de qué manera se manifiesta pero cada situación que vivimos es por algo: aprender, ser mejores, enamorarnos, ser felices.

Y cuando se les cumpla, no olviden dar gracias, a quien sea o a quienes crean: a la vida, a Dios, a ustedes, como sea, pero hay que ser agradecidos porque tenemos lo que hemos pedido.

 

Hoy yo doy Gracias a Dios porque encontré el amor como siempre lo pedí.

Me gustan mucho las frases y por si se han dado cuenta las he escrito a lo largo de las diferentes entradas y en mi twitter, pero a veces no escribo el autor porque lo olvido, no lo sé o es demasiado largo. Me gustan esos poemas o textos de libros que aunque son breves quieren decir mucho y te hacen reflexionar.  Aquí les dejo las que tratan de AMOR, después iré subiendo otras más.

¿Cuál es su favorita? Compartámoslas.

Estar enamorado, amigos, es encontrar el nombre justo de la vida.
Francisco Luis Hernández

El amor no tiene cura, pero es la única medicina para todos los males.
Leonard Cohen.

¿Cómo explicar en términos químicos y físicos un fenómenos biológico tan importante como el primer amor?
Albert Einstein

Un beso es un truco encantador diseñado por la naturaleza para silenciar el habla cuando las palabras sobran.
Ingrid Bergman.

El amor es suspiros y lágrimas… fe y servidumbre… fantasía, pasión, anhelos; adoración, acatamiento y reverencia; pureza, aflicción y obediencia.
William Shakespeare.

El amor es el ala veloz que Dios ha dado al alma para que vuele al cielo.
Miguel Ángel Buonarotti.

Es imposible que nos perdamos el uno al otro. Recorreré los astros durante milenios,  adoptaré todas las formas, todos los lenguajes de la vida, para volver a encontrarte una sola vez.
Johann F. Holderlin

Si me está negado el amor, ¿por qué, entonces, amanece? ¿por qué susurra el viento del sur entre las hojas recién nacidas? Si me está negado el amor, ¿por qué, entonces, la medianoche entristece con nostálgico silencio a las estrellas?
Rabindranath Tagore

Como en la paleta de un artista, hay un solo color que da sentido a la vida y al arte. Es el color del amor.
Marc Chagall

Puede que olvides pero recuerda: alguien en el futuro pensará en nosotros.
Safo.

Estar enamorado es poder ver el rostro de Dios.
Víctor Hugo.

Le pedimos al amor que nos dé un pedazo de vida verdadera, de muerte verdadera. No le pedimos felicidad, ni el reposo, sino un instante de vida plena en la que se fundan los contrarios y vida y muerte, tiempo y eternidad, pacten.
Octavio Paz.

Soñemos con el momento en que el poder del amor reemplace al amor por el poder. La historia de un amor no tiene importancia. Lo que es importante es la capacidad de amar. Es, tal vez, nuestra única posibilidad de conocer la eternidad.
Hellen Hayes.

El amor será el hacha que rompa el hielo de ese mar congelado que anida en nuestro corazón.
Si en tu vida hay amor, eso puede compensar muchas cosas de las que careces. Si no lo tienes, no importa cuánto más haya, no será suficiente.

Ann Landers

Las personas verdaderamente amadas en este mundo son, a los ojos de quienes las aman, lilas que se abren, guirnaldas encendidas en un barco, campanas de la escuela, un paisaje, conversaciones inolvidable, amigos, el domingo de un niño, voces perdidas, un traje favorito, el otoño, todas las estaciones…
Truman Capote

El amor es una promesa, es un recuerdo. Una vez entregado, jamás lo olvides, no permitas que desaparezca.
John Lennon.

El amor no necesita de la lógica para su misión.
Charles Augustus Lindbergh

Sopla, oh viento, hasta donde esté mi amado. Acarícialo y regresa a acariciarme pronto. A través de ti sentiré su mano suave y encontraré su belleza en la luna. Estas cosas son muy valiosas para quien ama. Se puede vivir de ellas y nada más pues él y yo respiramos el mismo aire y el planeta que recorremos es uno solo.
Ramayana.

Río, amo, espero, intento, sufro, necesito, temo, lloro. Y sé que tú haces las mismas cosas también. O sea, no somos tan diferentes, después de todo, tú y yo.
Colin Raye

Este es el milagro que les sucede cada vez a quienes aman de verdad; cuanto más dan, más poseen.
Rainer M. Rilke

Estar enamorado conduce a un estado de perpetua anestesia que lleva a ver un dios griego en el más común de los mortales y una diosa en cualquier muchacha joven.
Henry Louis Mencken

No hay mayor asombro que la magia de ser amado. Es la mano de Dios sobre tu hombro.
Charles Langbridge Morgan

Si supiéramos que nos quedan sólo cinco minutos para decir todo aquello que no se ha dicho, las líneas telefónicas estallarían por la cantidad de gente llamando a sus seres queridos para decirles cuánto los aman.
Christopher Darlington Morley

Hay que mirar las caras más hermosas a la luz de la luna, cuando la mitad se ve con los ojos y la otra mitad, con la imaginación.
Proverbio Persa

Enamorarse consiste, simplemente, en destapar la imaginación y embotellar el sentido común.
Helen Rowland

El amor reina en el campo, en el mar, en los valles. Sobre los hombres de la tierra y los ángeles del cielo. Porque amar es el paraíso y el paraíso es amar.
Sir Walter Scott

La vida nos ha enseñado que el amor no consiste en mirarnos a los ojos sino en mirar juntos en la misma dirección.
Antoine de Saint-Exupéry

Los problemas son parte de tu vida y, si no los compartes, le impides a quien te ama, que te ame lo suficiente.
Dinah Shore.

Una palabra basta para liberarnos de todo el peso y el dolor de la vida. Esa palabra es amor.
Sófocles

El amor es algo como las nubes que estaban en el cielo antes de que saliera el sol. No puedes tocar las nubes pero puedes sentir la lluvia; tampoco puedes tocar al amor pero sientes su bálsamo empapándolo todo.
Annie Sullivan

El amor es una flor en primavera que todo lo perfuma con el aroma de la esperanza.
Gustave Flaubert

Cuando dos personas son una desde lo más profundo de sus corazones, quiebran el hierro y el bronce. Y cuando dos personas se compren desde lo más profundo de sus corazones, sus palabras son dulces e intensas como el perfume de las orquídeas.
I Ching

El amor da sentido a nuestra vida cotidiana, hace que cada día sea especial, colorido y alegre.
Williard Gaylin

Amar es mucho más que un sentimiento arrasador. Es una decisión, es un juicio, es una promesa.
Erich Fromm

Cuando dices “te amo” con todo tu ser, no sólo con la boca o con el intelecto, el mundo se transforma.
Thich Nhat Hanh

El amor es una antorcha que arde en el firmamento y cuyos reflejos se irradian hacia nosotros. Dos mundos se abren, dos vidas se dan en él. Es el amor que nos duplica. Es por el amor que nos acercamos a Dios.
Aimée Martin

Hay muchas clases de amor; hay amores que encienden en la noche, otros que sacuden las emociones y otros aún que serenan el espíritu, pero el amor que honra la vida, ése, es el mejor.
Henry Van Dyke

Desde cada ser humano se eleva una luz que llega en línea recta hasta el cielo. Cuando dos almas están destinadas a encontrarse y estar juntas, sus rayos se elevan unidos en una luz incandescente.
Chantal Bois

Tú existes donde el silencio empieza, donde el alma, donde las avenidas misteriosas, de árboles altos y de sombra extraña…
Eugenio de Nora

Para quien ama no hay caminos largos ni empresas difíciles.
Miguel Ángel Núñez

Cuando digo mujer quiero decir tus ojos, cuando digo amor quiero decir tu voz…
Jorge Vocos Lascano

El amor no tiene razones y la falta de amor tampoco; en el amor, todos son milagros.
Eugene O’Neill

El amor no posee ni es poseído; porque al amor le basta el amor.
Khalil Gibrán

El amor es el emblema de la eternidad. Con el amor desaparece cualquier idea de tiempo y espacio, se esfuma la memoria de un principio, y todo temor a un final.
Madame de Staël

El amor es la llave maestra que abre todos los portones hacia la felicidad.
Oliver Wendell Holmes

Quienes aman no se encuentran finalmente sino que estuvieron siempre el uno en el otro.
Rumi

La vida es demasiado breve y nunca el tiempo es suficiente para alegrar las horas de quienes nos acompañan en el oscuro trayecto. No demores el amor, apúrate con tus palabras de cariño.
Henri Frédéric Amiel

Amo el amor que se reparte en besos, lecho y pan. Amor que puede ser eterno y puede ser fugaz. Amor que quiere libertarse para volver a amar. Amor divinizado que se acerca. Amor divinizado que se va.
Pablo Neruda.

Amar significa tomar un compromiso sin tener garantías, quiere decir entregarse por completo en la esperanza de que ese amor genere amor en la persona amada. El amor es un acto de fe.
Erich Fromm

El primer deber del amor es escuchar.
Paul Tillich

Muero de ti, amor, de amor de ti, de urgencia mía de mi piel de ti, de mi alma de ti y de mi boca y del insoportable que yo soy sin ti.
Jaime Sabines

Hablo del amor al despertar,  hablo del amor cuando sueño, a las flores, a los campos, a las fuentes, a los ecos, al aire, a los vientos,  y si nadie hay quien me escuche, hablo de este amor conmigo mismo.
Wolfang Amadeus Mozart

¿Qué es el amor? Una locura benigna, una amargura sofocante, una dulzura que te consuela.
William Shakespeare

Sin elección, la palabra amor carece de sentido.
Francis A. Schaeffer

Las muchas aguas no pueden extinguir el amor, ni lo ahogarán los ríos.
Cantar de los cantares 8:7

La caricia y el abrazo son nuestra manera de expresar lo que nuestras almas han encontrado.
Miguel Ángel Núñez

El amor no está en el otro, está dentro de nosotros mismos. Nosotros lo despertamos, pero para despertarlo, necesitamos al otro.
Paulo Coelho

Cada uno de nosotros es el producto de aquellas personas que nos han amado.
John Powell

Sé que vivo porque amo. El amor da sentido a mi vida, me hace tener conciencia de mi ser, de mi identidad, de mi existir.
El ideal en el amor es dejar que aquellos a quienes amamos sean absolutamente ellos mismos y no intentar que se amolden a nuestra imagen.
Thomas Merton

Esplendor mío, amor, inicial de mi vida, quiero decirte toda tu belleza, aquí, en medio del mar, cuando voy en tu busca, cuando tan sólo puedo compararte con la hermosura tibia de las olas.
Rafael Alberti

La capacidad de reír junto es el amor.
Françoise Sagan

El amor me  torna audaz y resuelto, amor que puede hallar un camino en donde ninguno existe; de todos los dioses, el único invencible.
Eurípides

Estar enamorado es una sensación de deleite, no sólo con la persona a quien amas sino con todas, con la vida. No temes expresar tu amor y te sientes fuerte, generoso y rebosante de vida.
George Weinberg

Amo amarte así, en viaje, a la deriva del tiempo, sin regreso.
Lydia Alfonso

Seguramente muchos bloggers tienen ya un post dedicado a la Boda Real del Año, la del Príncipe William y la de Kate Middleton y yo me sumaré a ellos, pero no como fan de la realeza –aunque sí de la moda y de su hermoso vestido diseñado por Alexander McQueen- sino porque es una historia que nos resulta bastante cercana a muchas  princesas “plebeyas” que busquen a su Príncipe.

Todo lo que tenga que ver con Príncipes y Princesas nos recuerdan a los cuentos de la infancia, legado de muchos cuentistas del siglo XVII y en el siglo XX y XXI de Disney. Pero a diferencia de los cuentos, los Príncipes de “carne y hueso” de hoy no andan a caballo sino en autos de lujo blindados, en vez de capas largas usan lo más fashion y elegante, no tienen un reino sin nombre, ni tampoco se fijan en la mugrosa pobre o en la chica adormilada o en la que tiene un raro defecto. (Así que quienes tengan estas características, por favor, abstenerse).  Los Príncipes de hoy, tienen el tiempo suficiente, mientras son jóvenes, para andar de fiesta en fiesta, de vacaciones, saliendo con lindas chicas –y muchas- sin importar si son de la realeza o no.

En cuanto se repitió la historia del príncipe con la plebeya, en la boda de Kate Middleton y el Príncipe William, recordamos varios ejemplos como el matrimonio de Eduardo de Gales con la plebeya divorciada Wallis Simpson, aquello fue todo un escándalo cuando él  renunció al trono “por la mujer que amo”. También el caso del Príncipe Felipe de Borbón cuando se casó con la plebeya Letizia Ortiz, que además de ser divorciada, inspiró un cuadro del pintor Waldo Saavedra donde aparece una mujer con su rostro y el torso desnudo. Su boda fue majestuosa y con toda la pompa real, sin importar sus vidas pasadas de plebeya y amoríos fugaces. Ahora, también tenemos al príncipe Alberto de Mónaco, quien después de tanto cotizarse (hasta pensaban que era homosexual) tuvo dos hijos sin casarse, uno con una azafata sudafricana y otro con una camarera, como cualquier plebeyo y para seguir en su gusto, se comprometió con Charlene Wittstock, una nadadora sudafricana pero con mucha clase, a quien sí hará princesa.

Después de estas historias, pensaremos que es relativamente fácil casarse con un príncipe, y la belleza no es condición sine qua non porque Wallis Simpson no era precisamente una beldad, ni tampoco muchos príncipes o princesas de sangre lo son. Si sus familias tienen dinero o no, tampoco es impedimento como lo fue en su momento Mette-Marit de Noruega y Letizia de Asturias que provenían de familias sin gran fortuna económica y mucho menos importa ahora tener un pasado intachable y de buena reputación, ya que divorciadas, también ser aceptan.

¿Qué tienen “esas” plebeyas para “enamorar” a un príncipe?

Las condiciones tan estrictas de las monarquías europeas se han flexibilizado en cierta manera, al aceptar que “plebeyas” o “plebeyos” se mezclen con sangre real, pero ¿qué hacer para lograr el objetivo? Respuesta: Frecuentar los mismos círculos sociales que la realeza y tener la “inteligencia”  -si es que es que se trata de eso- suficiente como para “enamorar” al monarca en cuestión.

Pensemos en la historia de amor de Kate y William: 10 años de conocerse terminaron en boda real.

  • Compartir el mismo círculo social

Su primer punto de encuentro fue la Universidad de Saint Andrews. No cualquiera entra a esta Universidad, tan sólo el año escolar (si no eres ciudadano del Reino Unido) cuesta 12,600 libras y si eres ciudadano de la Unión Europea, tienes un poco de más suerte pero igualmente su precio es muy alto. Además del selectivo proceso de admisión de esta Universidad, es importante coincidir en estudiar la misma carrera; ambos estudiaron Historia del Arte aunque el Príncipe William se cambiara a la carrera de Geografía tiempo después.

  • Tener algo especial

A Kate Middelton le bastó estar en el mismo curso que el Príncipe William para que él pusiera por primera vez sus ojos en ella. Digamos que le llamó la atención: “Cuando la conocí, enseguida supe que había algo muy especial en ella” fue lo que respondió el Príncipe William en la entrevista que la pareja concedió cuando anunciaron su compromiso en noviembre de 2010.

  • Ser una amiga y tener ese je ne sai quoi que sorprenda

Lo que inició con una amistad continuó hasta compartir el alojamiento cuando ambos se mudaron con unos amigos y ella se convirtió en su confidente y quien lo alentara a continuar sus estudios en St. Andrews aunque ya no en la misma carrera. Poco a poco la amistad cambió en algo más y el Príncipe William se quedó atónito cuando Kate desfiló con ese vestido negro transparente. Definitivamente Kate tiene ese je ne sai quoi que logró que el Príncipe William no pensara en nadie más que en ella.

  • Estilo, clase, educación e inteligencia

El estilo de Kate Middleton, creado o no, es sin duda uno de los más trendy y copiados por las jóvenes. Simplemente su vestido de Issa azul índigo con el que apareció el día en que fue anunciado oficialmente su compromiso con el Príncipe William se agotó casi inmediatamente después de la entrevista a los medios.

Además de haber tomado clases de protocolo, la familia Middleton, que en sus inicios fue de clase media, logró una fortuna que les permitió inscribir a sus hijos en prestigiosos colegios y darles una educación de élite; así que con la realeza no ha tenido problemas por su comportamiento, justo una lady like.

Y si hablamos de inteligencia, se sabe que fue una excelente estudiante que se graduó con honores de St. Andrews y algo característico de su personalidad es que durante su noviazgo con el Príncipe William fue discreta y reservada.

  • Paciencia

Después de tantos años de noviazgo, la prensa comenzó a llamarla “Waity Katie” ya que muchos pensaron que no llegaría a ser princesa,  sobre todo cuando terminaron en 2007 y al Príncipe se le vio salir con muchas chicas durante este lapso que no estuvieron juntos.

Honestamente se tiene que ser muy pero muuuyyy paciente para soportar a la acosadora prensa, tener una vida privada bastante pública por ser la novia de un monarca y además tolerar todo tipo de publicidad nociva a la relación, como fotos de infidelidades por parte del príncipe, críticas a ella y comparaciones con Lady Di. Hasta se puede pensar, que todo ello motivó su separación.

Seguramente el príncipe no encontró entre sus muchas “amigas” y fiestas otra como Kate y reiniciaron su noviazgo. Conforme su relación adquiría mayor formalidad, dicen que el Príncipe Carlos le dijo a su hijo, “si regresas con Kate es para casarte, si no, no le hagas perder su tiempo” y tal fue la reacción del Príncipe William que decidió comprometerse con ella y le otorgó el anillo de compromiso de su madre. Un gran honor pero también una gran responsabilidad.

  • Dejarlo “todo” por amor

¿Se puede? Yo pienso que sí. Finalmente el amor todo lo puede y todo lo soporta, ¿no? Creo que no fue fácil después de 10 años de conocerse y de todo lo que pasaron juntos y no; del tiempo de su ruptura; de las infidelidades de él; de su carácter; de sus muchas actividades reales y de sus frustraciones familiares. Sin embargo, por fin él se dio cuenta que ella era The One y con ello, Kate ha tenido que aceptar el protocolo real, dejar de lado su carrera profesional para “trabajar” como esposa del Príncipe William, no comer mariscos, no tener derecho a voto, terminar su plato cuando la Reina Isabel II lo haya hecho, cuidar más que nunca su imagen porque ahora es miembro de la realeza, no hacer declaraciones que antes no hayan sido aprobadas por la corona inglesa y tener los ojos del mundo encima de ella.

 

Los Príncipes sí existen. Kate Middleton encontró al suyo, ¿fue el destino? ¿Su belleza y personalidad? ¿Sus circunstancias? Puede ser, pero aunque ella no se hubiera casado con su Príncipe, de todas maneras ella seguiría siendo una “princesa” como el resto de todas las mujeres. El príncipe para cada una es aquél que se dé cuenta de que eres The One, la única; aquél que esté plenamente enamorado de ti y te quiera regalar el mundo entero.  

la boda de kate middleton y william beso Y vivieron felices para siempre –ojalá-.

Fuentes de información:
http://vanidades.esmas.com/realeza/316626/realeza-del-siglo-xxi

http://www.emol.com/especiales/2011/coberturas-especiales/accidente-juan-fernandez/kate.asp

http://www.protocolo.org/social/bodas/kate_princesa_pero_solo_del_pueblo.html

Una vez le preguntaron a Napoleón: “ ¿Cuándo hay que empezar a educar a un hijo?”

Napoleón contestó: “Los padres han de empezar a educar a sus hijos, veinte años antes de casarse”.

En México y en muchas partes del mundo, cuando un bebé va a nacer se hace una fiesta en el séptimo u octavo mes de gestación. A esta fiesta le llamamos: baby shower y aunque tiene influencia norteamericana, cada futura mamá y quienes lo organizan le dan su toque particular.  Por lo general, se hacen regalos para el bebé que está por nacer como ropa o accesorios que la futura mamá utilizará y se hacen juegos entre adultos donde la mamá y los invitados se preparan para el recibimiento del nuevo bebé.

No obstante, más allá de regalos y juegos, ¿qué podríamos desearle a un nuevo ser que está por nacer?

Si fuera por mí, me gustaría desearle que sea feliz, que sea una persona de bien, que sonría, que esté rodeado de amor, que nunca llore, que jamás padezca tristeza o soledad, que tenga una familia feliz, que tenga muchos amigos verdaderos, que se desarrolle y haga lo que más le guste, que sea exitoso, y todo lo bueno que le pueda pasar a una persona. Pero esos deseos no sólo dependen de mí, sino de muchos factores que se conjugarán para que sucedan en su vida. 

Este fin de semana fui invitada a un baby shower muy especial pues participamos en una actividad donde a los futuros papás, los invitados los “inundábamos” con nuestro regalo para el bebé por nacer, pero éstos no eran regalos materiales sino algo fundamental para el crecimiento del niño:

PRINCIPIOS DE VIDA

Se los comparto, como a mí me los compartieron, son principios que se quedan dentro de ti, son regalos que jamás se olvidan y duran para toda la vida.

      • GENEROSIDAD. El regalo más grande no consiste en dar mucho, sino en dar a tiempo.
      • AMISTAD. La única manera de tener buenos amigos, es siendo un buen amigo.
      • GRATITUD. La gratitud es un principio que siempre nos abrirá todas las puertas.
      • BONDAD. La bondad es la cadena de oro que une a la sociedad.
      • PAZ. Si de ti depende, haz lo posible por vivir en paz con todo el mundo.
      • FIDELIDAD. Ser firmes y cumplir con nuestros compromisos, nos hace personas confiables.
      • CONFIANZA. Dar tranquilidad a los demás y la seguridad de que todo funcione bien.
      • SEMBRAR. Todo lo que el hombre siembra, a su tiempo lo cosechará, sea bueno o sea malo.
      • AMOR. El amor nunca deja de ser, es benigno, sufrido, no tiene envidia, no se desenvanece, no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor, no es injusto, todo lo cree, todo lo espera y todo lo soporta.
      • DESCANSO. El descanso, no es un lugar o algo material, el verdadero descanso te lo dan las personas. Sé un descanso para los demás.
      • GUARDAR. Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón porque de él emana la vida.
      • HIJOS. Corrige a tu hijo en su camino y cuando fuere viejo no se apartará de él.
      • VERACIDAD. Ser de una sola palabra, nos hace confiables.
      • INTELIGENCIA. El que es sabio e inteligente, presta atención y aprende más.
      • RESPONSABILIDAD. No somos responsables solamente de lo que hacemos y decimos, sino también de lo que no hacemos.
      • RESPETO. Trata a los demás como quieres que te traten a ti.
      • PUNTUALIDAD. Si amas la vida, aprende a usar el tiempo, porque de tiempo se  compone la vida.
      • FELICIDAD. Mi felicidad no depende de los demás. La felicidad soy yo.
      • ESTABILIDAD. Firmeza+Decisión+Empeño = Estabilidad.
      • IDENTIDAD. Mi vida tiene un diseño único y original. Tengo que cuidar que nada lo deforme.
      • JUSTICIA. Yo no soy un castigo para los demás, la justicia me convierte en un beneficio para los demás.
      • HONRADEZ. Buen hombre, buena fama.
      • HONESTIDAD. Igual por dentro; igual por fuera.
      • INTEGRIDAD. Que está completo, que nada le falta.
      • EDIFICAR. La mujer sabia, edifica su casa, la necia con sus manos la destruye.
      • MATRIMONIO. Dejarán a su padre y a su madre, y se irán. Y serán uno solo.

        Un principio es indestructible.

       
         
         
         

MIS PALABRAS EN …

DB

Este blog tiene como mero propósito expresar mi opinión sobre temas que son de mi interés, mismos que van desde la política, la ciencia, los deportes, las artes, la pareja, los sentimientos, hasta las cosas más superficiales como la moda, programas de TV y la astrología. En fin cualquier tema en donde me vea involucrada y que necesite una reflexión sobre el mismo. Trato esta ”necesidad” como algo imprescindible en la vida del ser humano, que siendo un ente social no podemos quedarnos aislados sino que forzosamente interactuamos, no importando las distancias, las soledades, los idiomas, las ideologías, las culturas, las fronteras, no importando si estamos en una isla desértica o en el país más pobre, todo gracias a Internet.

COMENTARIOS DE LECTORES

Cristian en ¿Cómo dejar de amar a la perso…
Fi en ¿Por qué no debe…
bethzorely rodriguez en Qué sucede cuando decim…
bethzorely rodriguez en Qué sucede cuando decim…
Lizbet La Rosa en Principios de atracción de She…

¿QUÉ ESTOY PENSANDO AHORA?

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 214 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: